Estamos llegando a la temporada más fuerte de la época lluviosa y a muchos se nos antoja ir a relajarnos a las aguas termales. A quién haya inventado las “piscinas calientes” se merece un premio a la mejor creación para desconectarse del mundo, ¿o no?

Aparte de lo desestresante que pueda resultar, ¿sabía usted que las aguas termales cuentan con múltiples beneficios? El solo hecho de tomar un baño con agua a una alta temperatura estimula la oxigenación, mejora la circulación sanguínea, estimula el metabolismo, el sistema digestivo y ayuda a liberar toxinas.

También es recomendable como terapia para aquellas personas con problemas de artritis, reumatismo, obesidad, problemas respiratorios y circulatorios. De hecho, en 1986, la Organización Mundial de la Salud reconoció el uso de las aguas termales como terapias médicas.

Nuestro país es famoso por este atractivo natural – podemos encontrarlas en varias zonas-, pero para ser sinceros ¡No hay mejor lugar que San Carlos!

El maravilloso Volcán Arenal proporciona la temperatura ideal para disfrutar de las aguas minerales calientes; además, muchos hoteles cuentan con una magnífica vista que nos deleita con la poderosa presencia del coloso.

Cuando pensamos en las aguas termales no podemos dejar de preguntarnos ¿cómo adquirió esa temperatura? Lo cierto del caso es que el misterio viene de la tierra. Se dice que la lluvia penetra la tierra en grietas y que al entrar en contacto con la profundidad, se calienta naturalmente gracias al espacio magmático. Continúa su trayecto arrastrando minerales y recogiendo el calor de los puntos geotérmicos.  Así que finalmente, el agua se introduce a las piscinas listas para que usted las disfrute.

Así que ya sabe, no busqués más excusas y date a un merecido tour con la ayuda de los descuentos que te otorga Coopenae.

En el siguiente link encontrá una lista de lugares que podés visitar a precios muy cómodos:  https://www.coopenae.fi.cr/descuentos-en-turismo/